Marko Grujic aseguró estar cumpliendo un sueño con participar en el Mundial con la Selección de Serbia.

El volante de los Reds hizo una gran segunda mitad de temporada jugando a préstamo en el Cardiff City, ayudando al equipo gales a ascender a la Premier League para también ganarse un lugar en la nómina definitiva de su país para Rusia 2018.

“Hemos clasificado a un torneo importante por primera vez en ocho años, así que es un gran logro para nosotros”, dijo Grujic, quien fichó por los Reds en enero de 2016.

“De niño, todo futbolista sueña con jugar un Mundial con su selección nacional. Estaba determinado a luchar y hacer todo lo posible por estar en Rusia”.

Serbia está en el Grupo E, junto a Brasil, Suiza y Costa Rica - este último su primer rival del torneo: el domingo, 17 de junio.

Y Grujic, quien vio acción en ambos partidos preparatorios de las Águilas Blancas de cara a la gran cita planetaria, tiene buenas chances de sumar minutos de juego.

“Durante los últimos cuatro a ocho años habíamos quedado fuera de torneos importantes como la Eurocopa y Mundial, y la gente dejó de creer en la selección nacional”.

“Pero ahora nuevamente se siente el entusiasmo del país”.

Pese a lograr la clasificación de la mano de Slavoljub Muslin, los serbios irán al Mundial con otro técnico: Mladen Krstajic

“Hay un nuevo entrenador con nuevas expectativas… todo es nuevo”, explicó Grujic.