Mientras la mayoría del plantel del Liverpool se está tomando unas merecidas vacaciones de verano, Nathaniel Clyne ya cuenta los días para que empiece la pretemporada.

El veterano lateral, que se perdió la mayoría del campeonato anterior debido a una lesión de espalda, quiere volver a ser pieza clave de los Reds luego de un 2017-18 prácticamente inactivo.

“Volví para la recta final de la temporada, así que los partidos eran muy importantes, fue un fuerte desafío para mí”, explicó Clyne en entrevista con Goal.com.

En total, el inglés vio acción en sólo cinco encuentros del equipo después de recibir el visto bueno médico en abril.

“Era importante sumar algunos minutos de juego, volver a jugar para llegar bien a la pretemporada”.

“He trabajado muchísimo para recuperar mi estado físico y estoy sintiendo los beneficios”.

Para Clyne, hay motivación de sobra para hacer una buena pretemporada.

“Me siento mejor que nunca… Quiero demostrar que estoy de vuelta y estoy mejor que nunca”.

Esta vez, sin embargo, tendrá que disputar su puesto con Trent Alexander-Alexander, quien lo reemplazó durante su ausencia y tuvo una temporada consagratoria - a tal punto que disputará el Mundial de Rusia con la Selección de Inglaterra.

“Tuvo su oportunidad esta temporada y la aprovechó al máximo. Es un jugador con mucha confianza, bueno con el balón en los pies. Me ha impresionado”, dijo Clyne del joven jugador de 19 años.

“Ha aprobado todos los exámenes que ha tenido y estoy seguro que, de tener una posibilidad de jugar en el Mundial, lo hará muy bien”.