Mohamed Salah está enfocado en batir todos los récords goleadores que pueda esta temporada, aunque aseguró que lo más importante son los logros colectivos con el Liverpool.

El fenómeno egipcio llegó a 40 tantos en todas las competencias (30 en la Premier League) el pasado sábado en el triunfo 3-0 ante el Bournemouth para aumentar su ventaja a cinco en la tabla de artilleros de la liga y acercarse a la marca histórica de los Reds que pertenece a Ian Rush, autor de 47 goles durante la campaña 1983-84.

“Significa mucho para mí. Trato de marcar goles en cada partido para ayudar al equipo”, dijo Salah.

“Eso es lo más importante para nosotros, jugar como equipo, como 11 jugadores, así que cada uno de los mis goles sirve para ayudar al equipo. Obviamente me genera una gran sensación personal, pero al final estoy feliz ayudando al equipo”.

En cuanto al récord de Rush, Salah se tiene fe y cree que puede superarlo.

“Son sólo siete goles, ya lo veremos”, explicó.

No obstante, el seleccionado egipcio insistió en que los éxitos del equipo siempre estarán por encima de los personales.

“Si tuviera que elegir entre ganar la Champions League o la Bota de Oro, sin dudas me quedo con la Champions League. Ganar la Champions League es lo máximo para cualquiera. No me importa todo lo demás”.